QR Code Business Card
LosLotos.com
30ene/12

ALCACHOFAS RELLENAS

Las alcachofas son un alimento rico en hierro y, al contrario que las carnes rojas, no tienen colesterol. Sin embargo, son unas verduras difíciles de comer si no se preparan convenientemente. Aquí os dejo una receta familiar, que espero que os guste.

INGREDIENTES:

  • Alcachofas
  • Carne picada
  • Una cebolla
  • Un par de dientes de ajo
  • Un huevo o dos
  • Vino blanco
  • Guisantes
  • Sal
  • Colorante alimenticio (o azafrán, si nos toca la lotería)
  • Tres o cuatro clavos (la especia, no los que se usan en carpintería) ;)

PREPARACIÓN:

  1. Lo primero es limpiar las alcachofas. Para ello, cortaremos el tallo al ras y quitaremos algunas hojas exteriores. (Cuantas más quitemos, más tiernas quedarán). Después cortaremos las puntas y lavaremos las alcachofas con un poco de agua mientras abrimos las hojas para poder introducir el relleno. Después colocaremos las alcachofas en un plato.
  2. Echamos la carne picada en una ensaladera, añadimos la sal y uno o dos huevos (yo pongo un huevo por cada medio kilo de carne picada). Después lo mezclamos todo bien.
  3. Rellenamos las alcachofas con la carne picada y hacemos albóndigas con la carne sobrante.
  4. Freímos las albóndigas con un poco de aceite y las ponemos en un plato con una servilleta para que escurra el exceso de aceite. (No es necesario que estén hechas completamente, se fríen para que no se deshagan en el guiso.)
  5. Colocamos las alcachofas de pie en una olla y añadimos las albóndigas. Cubrimos con un poco de agua y vino blanco. Añadimos el colorante y los clavos, y ponemos a cocer.
  6. Cuando las alcachofas estén casi listas (lo sabremos porque la carne del relleno, que no estará cubierta por la salsa, tendrá muy buen aspecto), refreímos la cebolla y los ajos y los pasamos por la batidora. Después se lo añadiremos al guiso.
  7. Si los guisantes son frescos, habrá que añadirlos junto con las albóndigas. Si son congelados o de lata, podemos añadirlos al final.
  8. Las alcachofas y las albóndigas se pueden servir con patatas fritas cortadas a cuadraditos. Y, como seguramente habremos hecho más cantidad de la que podamos comer de una sola vez, podremos congelar el resto en porciones para otro día.

¿Te gustó este artículo?

¡Considera suscribirte a nuestro feed!

Archivado en: Recetas Deja un comentario
Comentarios (0) Trackbacks (1)

Deja un comentario